Escucha esta nota aquí

Cuatro drones (aeronaves que funcionan sin tripulación) permitieron la incautación de 100.000 litros de combustible que eran trasladados de contrabando. El logro es resultado del trabajo iniciado en el mes de enero, cuando la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH) inició el uso de esta tecnología. 

"Hemos incorporado desde esta gestión cuatro drones, que están interconectados con los sistemas que nosotros tenemos para el control del tránsito del combustible para actividades ilícitas", sostuvo a radio Patria Nueva el Director de Operaciones de Interdicción de la ANH, Jaime Cuellar.

El funcionario explicó que hasta la fecha se lograron incautar cinco vehículos y se derivó a tres personas ante la justicia por contrabando de combustible. El sistema se utiliza de forma cruzada con el control B-Sisa.

"Los drones, de modelo T-6.000, son capaces de viajar a una distancia de 2.600 metros y transmitiendo imagen en full HD. Tienen 3.200 metros de rango con seguimiento satelital, pero sin imagen y cuentan con control de mapeo", agrega la explicación.