Escucha esta nota aquí

El nuevo titular de Hacienda de Paraguay, Santiago Peña, dijo hoy que le tomó por sorpresa su nombramiento precisamente por su edad, 36 años, en una rueda de prensa en la que también confirmó que no descarta una nueva emisión de bonos soberanos como forma de financiar la política de infraestructuras.

Peña, el más joven de los ministros del Gobierno del presidente Horacio Cartes, que fue nombrado el viernes pasado tras la dimisión de Germán Rojas, hacía parte del Directorio del Banco Central del Paraguay (BCP).

"No esperaba que a tan corta edad asumiera un cargo tan importante", dijo a los periodistas Peña en la sede del Ministerio de Hacienda, después de jurar su cargo ante Cartes en el Palacio de Gobierno.

Momentos antes, Peña dio una breve rueda de prensa en la que no quiso entrar en temas puntuales ni programáticos, aunque aclaró que mantendrá a los tres vicepresidentes que acompañaron la gestión de Rojas, el primer ministro de Hacienda de Cartes, quien asumió la Presidencia en agosto de 2013.

Peña también valoró el trabajo de Rojas, quien señaló que su renuncia se debió al hecho de la llegada de un nuevo ciclo en el Ministerio de Hacienda.

Además de su edad, Peña tiene como singularidad su pertenencia al opositor Partido Liberal, lo que provocó algunas críticas a Cartes por parte de algunos sectores del Partido Colorado, la formación del presidente.

El nuevo ministro, graduado en la Universidad Católica de Asunción, trabajó como "economista responsable por países de África" en la sede del Fondo Monetario Internacional (FMI) en Washington, según el perfil de la página del BCP.

Permaneció en este cargo hasta el año 2012, cuando fue designado miembro titular del Directorio del Banco Central del Paraguay, donde fue estaba desde agosto de 2002.

El pasado viernes Peña declaró que uno de sus objetivos será mantener la estabilidad fiscal, el control de la inflación, el bajo endeudamiento e impulsar las exportaciones.

El pasado agosto el Gobierno emitió bonos soberanos por valor de 1.000 millones de dólares a 30 años y a una tasa del 6,1 %.

También continuar la línea de Rojas, con quien al frente del ministerio el Gobierno paraguayo pronosticó un crecimiento del producto interno bruto (PIB) del 4 % en 2014.

Ello ubicaría al país suramericano por encima del crecimiento promedio de América Latina y el Caribe (2,5 %), y como el tercer mayor crecimiento en la región detrás de Perú (5,5 %) y Bolivia (5,1 %).