Escucha esta nota aquí

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) reiteró este miércoles muchas de sus recomendaciones al Gobierno boliviano en materia de defensa de los derechos humanos, debido a que no fueron asumidas tras la presentación del informe anual en 2014. Existe alta preocupación por la crisis en la administración de justicia

"Estamos repitiendo las mismas recomendaciones, la administración de justicia vuelve a ser centro de nuestra atención porque la reforma no ha dado sus frutos, es más, quizá el año 2014 es el peor en los últimos años", lamentó el representante en el país del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Acnudh), Dennis Racicot. 

Sostuvo que existieron muchos problemas durante la evaluación anual, en comparación con los últimos siete informes. Se admite que son deficiencias de carácter estructural que demorarán en modificarse y resaltó dos determinaciones sobre independencia y acceso a la justicia. 

"Escasa cobertura, altos indices de rezago judicial, impunidad, poca confianza de la ciudadanía en las instituciones judiciales, falta de acceso e independencia; una clara incapacidad para garantizar el debido proceso y corrupción", son algunos de los aspectos que critica el informe.

Sobre la Comisión de la Verdad

Racicot sugirió a las instancias respectivas, como la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP), continuar con el debate y la búsqueda de consensos para aprobar una norma que ponga en vigencia una Comisión de la Verdad sobre la dictadura en el país

"Se debe continuar el proceso de consulta, con la participación de la sociedad civil. Nosotros hemos tenido un acercamiento para posibilitar un mejor conocimiento sobre lo que implica una Comisión de la Verdad para la recuperación de la memoria histórica del país. Se preparan propuestas", enfatizó. 

Los DDHH en datos

105 mujeres murieron víctimas de feminicidio durante 2014, la ONU condena que existe una lenta respuesta judicial, que en muchos de los casos deja en la impunidad a los responsables de la violencia contra mujeres. 

Lamenta los presuntos suicidios de seis personas en el último año, mismas que estaban bajo la custodia policial. Se critica que al respecto no exista una diligencia de las autoridades para transparentar lo sucedido. 

Los datos develan la existencia de 20 linchamientos reportados, que causaron la muerte de diez personas, entre ellas una mujer. Preocupa la falta de prevención por parte del Estado y se insta a combatir este fenómeno. 

Se resalta la inversión en educación, que ubica a Bolivia como el segundo país que destina más recursos en América Latina, con un 6,7 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB). 

La ONU valora la reglamentación de la Ley contra toda forma de violencia hacia la mujer, su participación en espacios de poder y la presentación de un proyecto sobre la consulta previa a los pueblos indígenas.