Escucha esta nota aquí

Efectivos de la Policía detuvieron a 28 conductores en estado de ebriedad durante el fin de semana y fueron puestos ante un juez para ser cautelados por el cargo de conducción peligrosa.

"Hasta ayer hemos detenido a 28 personas en estado de ebriedad. Han sido llevados ante el juez por conducción peligrosa", informó el comandante de la Policía de Santa Cruz, Sabino Guzmán en conferencia de prensa. 

Guzmán indicó que los controles policiales continuarán en la ciudad a fin de evitar accidentes.  "La gente sigue consumiendo bebidas alcohólicas, sigue manejando y causando accidentes", manifestó. 

El comandante de la Policía departamental dijo que la cantidad de accidentes se redujo en el fin de semana por los controles.