Escucha esta nota aquí

A lo largo de los últimos 100 años el deseo de tener al "perro perfecto" hizo que los humanos realicen diversas prácticas para modificar los genes de algunas razas de perros haciendo que su aspecto físico, cualidades motoras e incluso su estructura ósea, cambie.

Te presentamos una fotogalería (fuente: la voz del muro) en la que podrás comparar el cómo eran algunos animales en el siglo XIX y cómo lo son ahora.

,

Saluki
Saluki: Se caracteriza por su belleza pero son muy sensibles y necesitan de mucho cuidado
Raza Pug
Pug: Desde problemas respiratorios hasta parálisis corporales, son consecuencias de las alteraciones a las que fue sometida esta raza a lo largo del tiempo
Pastor alemán
Pastor alemán: El actual perro de esta raza, tiene la cadera más baja que su antecesor haciendo que se dificulte su desplazamiento a gran velocidad
San Bernardo
San Bernardo: El exceso de pelo provoca que su temperatura corporal se eleve fácilmente haciendo que este animal se sofoque con frecuencia
Basset Hound
Basset Hound: Un exceso de piel, orejas grandes, ojos caidos y una estatura más baja han ocasionado problemas en las vértebras de este animal
Perro Salchicha
Perro Salchicha: En un principio, debido a las alteraciones que sufrían, era frecuente en estos perritos nacer con alguna alteración como una pata de más llegando a tener cinco en total
Doberman Pinscher
Doberman Pinscher: El cambio en sus orejas es lo más notable en esta raza caracterizada por su potencia
Bulldog
Bulldog: El gran tamaño de su cráneo hace de que estos perritos tengan que nacer por cesárea. Su promedio de vida es de 6 años
Bull Terrier
Bull Terrier: Su cráneo se modificó totalmente llegando a afectar su visión y oído