La Justicia Federal de Paraná, en Argentina, revisa el caso de Pío Soruco Segovia, que fue denunciado en 2007 por explotar laboralmente a ocho de sus compatriotas en una granja agrícola, ubicado en la zona rural de Paraná conocida como El Brete, en la provincia de Entre Ríos.

La Dirección del Trabajo de Paraná allanó una granja en 2007 que era dirigida por Soruco, donde descubrieron a ocho personas sometidas a la producción de hortalizas en condiciones lamentables, según informó el diario argentino Uno.

El acusado había asegurado al principio que era uno más de los explotados por parte del dueño de la granja, ubicado en la zona rural de Paraná.

Según las investigaciones de la Policía, las ocho personas explotadas, entre ellas dos menores, no tenían documentos personales y el establecimiento tampoco contaba con las condiciones para albergarlos.

El juez federal Leandro Ríos podría sentenciar a Soruco por el delito de reducción a la servidumbre.