Escucha esta nota aquí

El principal dirigente del Comité Cívico Potosinista (Comcipo), Johnny Lally, informó este domingo, cerca al mediodía, que esa entidad no aceptó la invitación del presidente Evo Morales para abrir el diálogo en Uyuni y ratificó que la posición de los dirigentes es reunirse en La Paz donde están movilizados, a pesar de que el Gobernador de Potosí les ofreció dos vehículos para que se trasladen a Uyuni.

"Hemos caminado muchos kilómetros estamos dispuestos para dialogar, acaso no tenemos esa voluntad de venir aquí, si una autoridad tiene escucha, oyendo se maneja un país, vea y escuche las necesidades, y escúchenos, escucho a mi pueblo, oigo a mi pueblo y en base a eso determino estas determinaciones", explicó Lally.

Informó que esa es la decisión de todos los dirigentes y se quejó de que "los quieren votar" de La Paz.

"El pueblo ha dicho tiene que ser en La Paz y aquí estamos y vamos a esperar", remarcó, al reconocer que recibió la invitación escrita para reunirse en Uyuni, pero ratificó que "no hay diálogo en otro lugar".

Por su parte, el gobernador de Potosí, Juan Carlos Cejas, informó que su despacho tomó la decisión de apoyar al Comité Cívico para que se trasladen a Uyuni.

"Se han dispuesto dos vagonetas y si es necesario poner muchas más movilidades lo vamos a poner, no nos hacemos ningún lío, porque a mí como gobernador lo que me interesa es que se solucione este conflicto, cada día que pasa estamos siendo perjudicados, nosotros tenemos ingresos económicos por regalías mineras son a siete a ocho días que no estamos trabajando como debería de ser". Explicó.