Escucha esta nota aquí

La justicia uruguaya aprobó la extradición de Alejandro Melgar, que desde hace tres años está detenido en ese país. La jueza Adriana de los Santos dio luz verde al pedido del Gobierno boliviano, que espera juzgar a Melgar en Bolivia por los delitos de conspiración y de financiar a un grupo terroristas.

De los Santos, según publica el diario El País de Uruguay, tomó el caso y luego de tres años de trámites y se pronunció a favor de la extradición. "Melgar fue pieza clave en la estructura insurgente", dice la fiscal en relación a la acusación que pesa contra el boliviano-uruguayo.

Melgar, hijo de madre uruguaya, fue detenido el 23 de abril de 2012. En Bolivia se lo acusa de haber facilitado una fuerte cantidad de dinero para que el húngaro boliviano Eduardo Rózsa comandara una célula terrorista que tenía por finalidad matar a Evo Morales y provocar un enfrentamiento civil.

La abogada de Melgar, Silvana Echeveste, dijo a El País que apelará la sentencia de la Fiscalía y que presentará a la Suprema Corte de Justicia un recurso de casación en caso de recibir un revés en el Tribunal de Apelaciones, todo esto para impedir que su defendido sea trasladado a Bolivia.

Caso Terrorismo

El 16 de abril de 2009 aparecieron muertos el húngaro-boliviano, Eduardo Rózsa Flores, el húngaro-rumano, Árpád Magyarosi el irlandés Michael Martin Dwyer, luego de que agentes de la Policía ingresaran al hotel Las Américas de la ciudad de Santa Cruz.

El Gobierno informó en aquel entonces que la institución verde olivo desmembró una célula terrorista que era financiada por políticos y empresarios cruceños. El caso, denominado Terrorismo, seis años después, aún se ventila en los tribunales y hay más de una treintena de implicados, entre ellos, Alejandro Melgar.