Escucha esta nota aquí

Interpol emitió el miércoles la tercera orden de captura del exfutbolista colombiano Freddy Rincón, acusado por Panamá de estar relacionado con un caso de lavado de activos.

La orden procedente del país centroamericano busca que Rincón cumpla una sentencia por lavado de activos producto del narcotráfico de la cual no se ha conocido la pena, según diversos medios colombianos.

Rincón respondió, también el miércoles, que "Panamá no tiene pruebas en mi contra y fue por eso que, incluso, Brasil archivó el caso. Eso mismo deberían hacer en Colombia".

Esta es la tercera orden de arresto internacional que pesa sobre el exfutbolista, quien señaló que cuando se enfrentó a la primera de ellas ya habló con las autoridades respectivas y le explicaron que no había mayores problemas con su caso.

Le parece "extraño"

Asimismo, señaló que en 2007 estuvo detenido en Brasil durante cuatro meses y medio, tiempo en el entregó todas las pruebas de que el dinero invertido en Panamá era producto de su trabajo.

En la entrevista también señaló que no existe condena en su contra y destacó que hace ocho días firmó una documento donde se notificó que su abogado asistiría a una última audiencia en Panamá que se debe celebrar en los próximos meses y que resolvería su caso.

"Me parece muy extraño que cuando quiero retomar mi vida y emplearme en el fútbol aparece está orden de Interpol", señaló Rincón cuyo nombre ha sonado en los últimos meses para ser el asistente de su compatriota Jorge Luis Pinto, seleccionador de Honduras.

Un futbolista reconocido


Freddy Rincón debutó como profesional en 1983 y tuvo una extensa carrera que le llevó a equipos como el América de Cali, Nápoles, Palmeiras, Cruzeiro, Corinthians o Real Madrid.

Con la selección colombiana jugó 84 partidos y anotó 17 goles, entre ellos el del empate 1-1 con Alemania en el Mundial de 1990 que le dio a su equipo la clasificación a los octavos de final.