Escucha esta nota aquí

En 1988 abrió sus puertas en nuestra ciudad una pequeña empresa importadora de acero, con cuatro funcionarios, a la que sus propietarios, los esposos Nancy Campero y David Gonzales, llamaron Monterrey.

Pasaron tres décadas y este emprendimiento se convirtió en un gran grupo empresarial, con presencia en cinco departamentos del país, 18 sucursales y 600 empleados.

Representan en Bolivia a la mayor siderúrgica del mundo, la ArcelorMistral y fabrican materiales de construcción, como calaminas, clavos, mallas y alambres, entre otros.

Por ello fue que ofrecieron una fiesta en el salón Río Grande del hotel Marriott. Asistieron 400 personas, empresarios, clientes y amigos, que estuvieron firmes para felicitar a los anfitriones por los 30 años de crecimiento del grupo Monterrey.

Los invitados se sirvieron canapés y macarrones rojos, el color institucional de la empresa. Amenizó la Camerata del Oriente.

Nancy Campero y David Gonzales daban la bienvenida a sus invitados, algunos de los cuales han sido testigos de su esfuerzo y que confirman que con sus productos de construcción forman parte del cambio y progreso de Santa Cruz y de las distintas ciudades del país.

Contentos. Nicole Rossell, Jaime Valencia y Andrea Sandóval
. Empresarios. Fernando Vargas, Pablo Bedoya, Ángel Campero, Mario Solares y Daniel Lino
Solo damas. Carolina Mesa, Ximena Jiménez, Carolina Gutiérrez, Karen Anglarill y Carolina Rocabado