Escucha esta nota aquí

Desde la tarde del lunes, los familiares de las víctimas de octubre de 2003, que le siguen un juicio civil al expresidente Gonzalo Sánchez de Lozada y a su exministro de Defensa Carlos Sánchez Berzaín, aguardan en Miami (Estados Unidos) el veredicto del jurado, que deberá decidir si ambas exautoridades bolivianas tuvieron responsabilidad en los hechos luctuosos de la reprimenda militar.

Patricio Quispe, dirigente de la Asociación de Familiares de Víctimas de Octubre Negro, relató que quienes se quedaron en EEUU a la espera de un fallo aguardan en suspenso. “Nos tocó buscar justicia en un país lejano, con leyes ajenas, pero no nos vamos a rendir”, dijo. Él ya regresó al país, pero sigue en contacto con los acusadores.

Aunque el Gobierno realizó el seguimiento al juicio, algunos legisladores del MAS creen que un fallo favorable a Goni complicaría el pedido de extradición que tramita Bolivia, debido a que las leyes de EEUU diluyen la chance de un segundo juicio.