Escucha esta nota aquí

Un grupo de investigadores brasileños descubrió una nueve especie de pez que vive exclusivamente en cavernas y que se encuentra amenazado de extinción por la destrucción de su medio ambiente.

El Ituglanis boticario, descubierto en una gruta en el estado brasileño de Goiás (centro), es una especie carnívora de menos de 10 centímetros y que tiene poca pigmentación por el ambiente subterráneo en que habita, informó este lunes la Fundación Grupo Boticario de Protección a la Naturaleza, institución que financió el proyecto.

Este animal del grupo de los troglobios, es decir que se adaptó a la vida cavernícola, es endémico de la Gruta da Tarimba, una cueva en Mambaí (estado de Goiás, centro), ciudad a unos 300 kilómetros al noreste de Brasilia.

"Por ser endémico de esa región y por la presión que la misma sufre con actividades de pecuaria en las proximidades, la especie ya es amenazada de extinción", según la Fundación Grupo Boticario.

"El deterioro provocado por la ganadería disminuye la capacidad de ese ambiente de drenar agua hacia el interior de la caverna, lo que reduce la cantidad de alimento disponible y perjudica las especies que habitan allí", explicó la especialista María Elina Bichuette, una de las responsables por el descubrimiento.

Bichuette, investigadora de la Universidad Federal de Sao Carlos (Ufscar), agregó que la orina del ganado amenaza a los peces de la caverna porque aumenta la concentración de urea y de amoníaco en el agua.

"Los importantes datos ofrecidos por el estudio dan subsidio al Gobierno para tomar decisiones para proteger la biodiversidad, como la creación de reservas ambientales en la región", afirmó la directora ejecutiva de la Fundación Grupo Boticario, Malu Nunes.

Según su descripción, el Ituglanis boticario posee bigotes alargados, ojos pequeños y poca pigmentación, por lo que su cuerpo se caracteriza por los colores claros.

Una de sus principales características son unas pequeñas especies de dientes muy desarrollados y localizados próximos a las branquias, que utiliza para fijarse y evitar que las corrientes lo arrastren.

"Su extinción puede provocar un gran desequilibrio pues son responsables por el control poblacional de diversas especies", explicó.
La especialista destacó que Brasil tiene un gran potencial para el descubrimiento de otras especies que viven en cavernas.