Escucha esta nota aquí

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, se reunió este martes con el papa Francisco para ultimar algunos detalles del próximo viaje del pontífice a este país y expuso, en una conferencia en el Vaticano, sus propuestas sobre ecología y protección del medioambiente.

El mandatario ecuatoriano además participó en el Vaticano, como único jefe de un Estado, en la apertura de la Conferencia "Proteger la Tierra y Dignificar al Ser Humano", junto al secretario general de la ONU, Ban Ki-moon.

Tras la apertura de los trabajos en la Casina Pio IV, donde tiene su sede la Pontificia Academia de la Ciencia, en los Jardines Vaticanos, Correa se trasladó a una de las dependencias de la Aula Pablo VI, anexas a la residencia de Santa Marta, y donde le esperaba el papa Francisco para una audiencia privada.

Una audiencia privada y de cortesía, pero de gran importancia ya que se ultimaron algunos detalles de la próxima visita que hará el papa a Ecuador, del 6 al 8 de julio, antes de arribar a Bolivia (del 8 al 10 de julio) y a Paraguay (del 10 al 12 de julio).

Correa reveló detalles del encuentro

Al ser privada, el Vaticano no informó de los temas que abordaron en la reunión, pero el presidente de Ecuador reveló en su cuenta oficial en la red social Twitter que el papa fue "fraterno como siempre y queriendo mucho al Ecuador".

"¡No puedo creer las oportunidades que me ha dado la vida!", escribió Correa después del encuentro privado que duró unos 20 minutos.

También desveló que Francisco le contó un chiste sobre el
supuesto "ego" de los argentinos al afirmar que "a todos sorprendió
que escogiera llamarse Francisco
, porque siendo argentino, esperaban que se llamase "Jesús II".
,

n
,
n
,


Ecología en la agenda

Aunque no se hizo público, es probable que se haya hablado también de
Ecología, ya que es el tema de la próxima Encíclica de Francisco que
se publicará, como se anunció este martes, en junio.

Sobre ese tema se celebró la conferencia en el Vaticano, organizada por la Red de Soluciones para el Desarrollo Sostenible de la Organización de Naciones Unidas (ONU) y la Academia Pontifica de Ciencias.

En su intervención, Correa criticó que la mayoría de los daños ecológicos los causan países ricos y observó que se debe dar a las naciones en desarrollo la posibilidad de ser compensadas para garantizar la conservación del planeta.

"La forma en la que se gestionan la riqueza y el consumo en las sociedades ricas e industrializadas es un factor crucial para
determinar quién es responsable de los mayores impactos
medioambientales
", dijo el mandatario en el foro.

Agregó que los países más pobres no podrán contribuir a la conservación de los recursos del planeta "si no hay mejoras claras y directas en el nivel de vida de la gente".

El presidente ecuatoriano abogó además por establecer mecanismos
de compensación
a países por no asumir iniciativas que puedan
perjudicar al planeta, como la no explotación de ciertos recursos
naturales.