Escucha esta nota aquí

Los miembros del muy selecto club de los 300 "super-ricos" en Suiza, entre los que figuran la cantante Tina Turner y los herederos Gucci, aumentaron aún más su fortuna en 2015, pese a los sobresaltos bursátiles, según un estudio anual de la revista suiza Bilan.

Esta revista calculó que aumentaron su fortuna global en 6.000 millones de francos suizos (equivalentes a 5.900 millones de dólares) para llegar a la suma récord de 595.000 millones de francos suizos (581.000 millones de dólares).

En promedio, cada uno de los 300 "super-ricos" residente en Suiza tiene una fortuna de 2.000 millones de francos suizos, pese a la inestabilidad de la bolsa y la caída de los precios de las materias primas.

El año 2014 había sido un año aún mejor para los 300 miembros del club, pues su fortuna global se había incrementado en total unos 25.000 millones de francos suizos.