Escucha esta nota aquí

Tras la requisa a Palmasola, en la madrugada de este miércoles, que terminó con la vida de siete reclusos, la Fiscalía reveló que los internos fueron alertados previamente y esto les permitió armarse y recibir a los uniformados con francotiradores.

Lorgio Viveros, fiscal de materia de Santa Cruz, afirmó que constataron que los reos estaban armados y abrieron fuego contra los policías, que inicialmente estaban armados con rifles cargados con proyectiles de goma, según publicó la agencia ABI. Los privados de libertad "estaban preparados con francotiradores", según Viveros.

 

El fiscal ratificó que se encontraron plantaciones de marihuana en macetas, droga en bolsas y armas de fuego. "Como Ministerio Público hemos estado al tanto, mirando los ambientes había karaokes, billares, futbolines y otras diversiones que mostraban una serie de privilegios con los que vivían los internos dentro del penal ", informó.

Viveros también aseguró que se filtró información para que los internos tomaran previsiones y enterraran armas dentro del penal, aspecto que aún es requisado por la Policía.