Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

Demetrio Pérez, expresidente de la Asociación Nacional de Productores de Oleaginosas (Anapo), informó que más de 200 productores de soya se declararon en emergencia y decidieron reunirse en un ampliado, este martes, en Montero para decidir las medidas a tomar debido a que entregaron soya a dos compañías que les ofrecen un precio por debajo del que los productores esperan.

Pérez añadió que los precios internacionales bajaron, aunque precisó que en el mercado interno el valor siempre estuvo igual, con una mínima diferencia y que incluso llegaron a pagarles más por su grano.

"Los soyeros entregaron 50.000 toneladas a Gravetal y Nutrioil, que les ofertan 250 dólares por tonelada, pero ellos exigen entre 270 y 275. Los soyeros entregan sus granos a la industria y luego negocian los precios", especificó.

El productor agregó que desde hace 13 años los soyeros han venido entregando sus cosechas bajo este sistema, pero que ahora les ha traído inconvenientes, puesto que las empresas exportadoras argumentan que ese precio (250 dólares por tonelada) se debe a las restricciones a la venta externa y la fijación de precios.