Escucha esta nota aquí

Cinco jóvenes de entre 16 y 25 años fueron asesinados este domingo en Río de Janeiro por un grupo de policías que ametrallaron el automóvil en el que se encontraban, informaron fuentes oficiales. 

El tiroteo se produjo esta madrugada en el barrio de Costa Barros, una de las zonas más conflictivas de esta ciudad brasileña, informó la Policía Civil.

Según los familiares de las víctimas, citados por medios locales, los policías dispararon al menos 30 tiros contra el coche en el que se encontraban los jóvenes que, según esa versión, regresaban a casa después de salir por la noche del sábado para una celebración.

Cuatro policías fueron arrestados por su implicación en el caso, tres de ellos acusados de homicidio doloso y fraude procesal, Resende Viana Barbosa, Marcio Darcy Alves dos Santos y Antonio Carlos Gonçalves Filho; y el cuarto, Fabio Pizza Oliveira da Silva, fue detenido por el cargo de fraude procesal, según un comunicado de la Policía Civil.

La acusación de fraude procesal se debe a que los policías habrían colocado una pistola en el automóvil para simular que respondieron a un tiroteo, según denunciaron testigos a medios locales.

Los jóvenes fallecidos fueron identificados como Roberto de Souza y Carlos Eduardo da Silva Souza, ambos de 16 años; Cleiton Corrêa de Souza, de 18; Wesley Castro, de 25; y Wilton Esteves Domingos Junior, de 20 años.

Los jóvenes no tendrían relación con ninguna de las bandas de narcotraficantes que operan en la región y no estarían armados, según informaron los familiares de las víctimas.