Escucha esta nota aquí

El Tribunal de Sentencia determinó la destitución de la magistrada del Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP), Soraida Chánez, la única de los tres procesados en el primer juicio de responsabilidades desde la aprobación de la actual Constitución Política del Estado (CPE). 

"Se dispone la destitución definitiva de la magistrada Soraida Chánez y se remite antecedentes al Ministerio Público", concluye el fallo leído en el pleno de la Cámara de Senadores, con el voto de la mayoría perteneciente al Movimiento Al Socialismo (MAS).

La senadora oficialista Mary Eva Vacaflor dijo no estar de acuerdo con la sentencia, debido a que "no se demostró que se haya cometido un delito. No estoy de acuerdo con la sentencia que para mí es demasiado injusta", sostuvo.

El presidente del Tribunal, Eugenio Rojas, explicó que la legisladora debió preparar otra propuesta de sentencia e inmediatamente ordenó la votación de la misma. "Más de dos tercios de los presentes", exclamó el secretario en referencia al resultado final.

Dos senadores no votaron a favor de la determinación, Vacaflor y Mario Choque, ambos del MAS, pero otros 17 asambleístas respaldaron la medida. Rojas dispuso un cuarto intermedio para la consideración de una enmienda interpuesta por la defensa.

Chánez asumió con resignación la determinación, pero adelantó que apelará al pleno de la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP) y luego recurrirá a la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

El proceso

La causa contra los tres magistrados suspendidos inició el 4 de diciembre de 2014. Se los acusó de incumplimiento de deberes, resoluciones contrarias a la Constitución y prevaricato por suspender la Ley del Notariado.

Este martes renunció a su cargo la magistrada Ligia Velásquez, con el fin de dejar sin efecto el proceso. Sin embargo, el vicepresidente Álvaro García Linera anticipó que los obrados podrían ser remitidos de todas formas ante la justicia ordinaria. 

El lunes, casi en la madrugada, el Tribunal de Sentencia determinó separar hasta la próxima legislatura al magistrado Gualberto Cusi, porque "se encuentra en delicado estado de salud, por lo que el Estado debe garantizar ese derecho fundamental y adoptar las medidas pertinentes.