Escucha esta nota aquí

Una ley busca que los parques de diversión que cuenten con juegos infantiles mecánicos y electromecánicos den garantías de que están en buen estado para, de ese modo, prevenir accidentes. 

Y para que esto se cumpla el Concejo Municipal de Santa Cruz ha aprobado un proyecto de ley que no solo fiscalizará esta actividad, sino que obliga a los responsable de estos centros a contar con un seguro contra accidentes y también para los casos de muerte.

Angélica Zapata, presidenta del órgano deliberante, señala en un comunicado que el objetivo de la normativa municipal busca “precautelar la integridad física y la seguridad de las personas” que frecuentan estos lugares.

Una de las disposiciones es la revisión técnica, cada tres meses, de estos centros de diversión. Además, deberán contar con personal capacitado para brindar primeros auxilios en caso de accidentes, y si ocupan altavoces o musicones, deberán cuidar de que no afecte a los vecinos.

Los parques y juegos de categoría permanente que incumplan con esta disposición deberán pagar una multa de 5.000 bolivianos, mientras que los de funcionamiento temporal, la sanción será de 3.000 bolivianos.