Escucha esta nota aquí

La historia de Tieta, una tucán rescatada de una feria de comercio ilegal en Rio de Janeiro, Brasil, luego de haber perdido parte de su vistoso pico debido a maltratos, tiene un final feliz.

Tieta se encontraba en un estado lamentable y fue llevada al Instituto Vida Libre para buscarle una solución.

Veterinarios del lugar decidieron realizarle una cirugía para devolverle la capacidad de comer sin problema. Un grupo de expertos tardó alrededor de cuatro meses en crear una prótesis de su pico utilizando una impresora 3D.

Para el implante, se realizó una cirugía de alto riesgo, ya que tuvieron que sedar por completo al ave que solo pesa 0,3 kilos, según la BBC.

Casi tres días tardó Tieta en aprender a usar su nuevo pico y podrá contar con una vida independiente desde este momento.

"Sin la parte delantera del pico, Tieta habría tenido una vida precaria y sería dependiente de alguien para darle de comer”, manifestó Roched Seba, encargado del proyecto en la cadena TV Globo.

Actualmente, la tucán espera en el Instituto la decisión de las autoridades para poder ser trasladada a un zoológico o santuario para continuar con su vida.