Escucha esta nota aquí

A veces la conexión inalámbrica de internet tiene muy poco alcance y basta que uno cambie de habitación para que la señal baje o incluso desaparezca. 

Acá le mostramos los cinco trucos que pueden ayudar a que el wifi abarque todos los espacios de la casa o el negocio. 

1. Ubicación del router

Para tener una buena cobertura en toda la casa, los expertos recomiendan colocar el router en el centro. Cuantos menos obstáculos encuentre en su camino, la señal llegará con más fuerza y más lejos.

2. Cuanto más alto, mejor 


Las antenas del aparato no emiten las ondas en forma vertical, sino hacia abajo, formando una especie de paraguas bajo el que se encontraría la mejor cobertura. Lo más adecuado es colocar el router en un lugar elevado y abierto, para que la señal llegue lo más lejos posible.

3. Lejos del microondas

Aleja el router de los electrodomésticos, especialmente del microondas. ya que éste provoca interferencias durante su funcionamiento. Puede pasar lo mismo, pero en menor medida con televisores, reproductores de DVD o consolas.

4. Resetear constantemente

Resetea a menudo tu router. Muchas actualizaciones que mejoran el rendimiento se instalan automáticamente pero necesitan un reinicio para activarse. Hazlo a menudo para mantener su buen funcionamiento.


5. Usar un repetidor wifi

Si tu casa u oficina es muy grande puedes comprar un repetidor wifi, que se encarga de ampliar la cobertura de tu red para que llegue a todos los rincones. Por lo general, los repetidores no son caros y son  fáciles de instalar..