Escucha esta nota aquí

En la radial 26 ha sido inaugurada este lunes la Casa de Acogida y Refugio para la Mujer, que se convierte en el primer centro público del país orientado a albergar a mujeres que han sido víctimas de violencia en sus hogares.

Antes las víctimas que se atrevían a denunciar o huían de sus maltratadores no tenían dónde refugiarse, excepto al amparo de familiares, lo que provocaba –en muchos casos- el retorno con su abusador. El gobernador Rubén Costas anunció que para el próximo año también se les brindará ayuda económica a las víctimas.

A decir de la primera autoridad de Santa Cruz, la falta de independencia económica es un factor determinante para que una mujer no denuncie a su agresor. En el albergue que Costas inauguró este lunes, podrán asilarse hasta 22 mujeres. También hay espacio para sus hijos.

Recibirán, además de apoyo sicológico, clases de repostería, panadería y otros talleres. Está previsto que en 2016 el Gobierno departamental desembolse 10 millones de bolivianos. En calidad de préstamo llegarán estos recursos a las mujeres para que puedan iniciar emprendimientos productivos.