Escucha esta nota aquí

Llegó esta semana por primera vez a Santa Cruz de la Sierra para trabajar con su equipo de 3M, la poderosa compañía global que factura más de 32 mil millones de dólares al año en ventas y que tiene 90 mil empleados en casi 200 países. José F. Del Solar, nacido en Lima, Perú, el 21 de noviembre de 1961, es el director gerente de 3M Región Andina, constituida por Bolivia, Ecuador, Paraguay y Perú. Elegantemente vestido con un traje y corbata azul, habló ampliamente en Un Desayuno con… en el hotel Marriot.

“Santa Cruz me ha encantado. La hospitalidad de la gente, comida deliciosa y bocaditos fantásticos. Comí sonso, empanadas y una maravillosa carne”, dice este ingeniero industrial de 56 años, que es el mayor de cinco hermanos, todos ellos profesionales. Su madre tiene 87 años y vive en Lima, donde él acaba de volver después de más de 20 años para desempeñar su nuevo alto cargo ejecutivo.

Se graduó como bachiller en el colegio Santa María y como ingeniero industrial en la Universidad de Lima. Luego cursó su especialidad en finanzas en la Universidad de Northern Illlinois, a unas 65 millas de Chicago, EEUU. “Siempre tuve gusto por la ingeniería y economía, por la influencia de mi padre que era ingeniero civil. Me gustaron las ciencias y los números. Soy un economista aficionado, frustrado. Me encanta la economía. Le he agarrado cariño al marketing y en algún momento hubiera querido ser banquero de inversión”, expresa Del Solar, que está casado desde hace más de 30 años con la limeña Carolina Montori, quien es gerente de 3M para Latinoamérica en el negocio de los respiradores. Su hija mayor es Jimena, que se graduó con dos títulos en Estados Unidos, y su hijo José Francisco, que cursa su último año en la universidad de Pensilvania.

Toda su vida profesional la ha tenido en dos grandes grupos empresariales. El primero fue Fierro de España, que tenía alcoholeras, bancos y tabacaleras. Ahí trabajó en logística y como jefe de la planta tabacalera del sur. El segundo grupo es 3M, donde comenzó como gerente de finanzas en Perú. Antes de eso estuvo en Colombia con Fierro. “Trabajé tres años en Perú y pasé a EEUU, donde empecé en la división de cuidados del hogar, con una responsabilidad para África. Después me pasaron a Asia y fui gerente de 3M en Argentina y en Polonia. Llegué a hacer un millón y medio de millas con American Airlines. Luego fui director global en EEUU, director del negocio de gráficos comerciales, para avisos publicitarios. Antes de ser nombrado director gerente de 3M para la Región Andina, en noviembre del año pasado, era director para Latinoamérica de los Grupos Industrial y Electronics & Energy”.

Crecen las ventas en la región

El 10% de las ventas de 3M están en América Latina. “La región crece sostenidamente y es cada vez más importante. Europa menos y, en general, 3M apunta a crecer dos veces el porcentaje de lo que aumenta el PIB de cada país. Latinoamérica tiene mucho por crecer. Los índices de pobreza deben bajar.Hay mercado y son necesarias las inversiones. Espero que los precios de los minerales nos ayuden. Ahora no hay ninguna crisis en los países de la región y si sigue subiendo el precio del petróleo ayudará más en Bolivia. Aquí vamos a poner un poco más de fuerza en la inversión, ya que hay mucho por hacer”.

Considera que pese a los procesos políticos y electorales de algunas naciones, 3M está firme en Bolivia, Perú e incluso Venezuela. “Si hay contracciones nos contraemos, pero ahora no lo vemos. Bolivia ha estado siempre estable en lo macro y esperamos que siga así. Es el tercer país de la región andina en nuestras ventas, después de Ecuador y Perú”.

En Bolivia tienen 50 empleados

La compañía 3M tiene ahora 50 empleados en Bolivia, de los 380 de la región andina. A nivel global cuentan con 26 unidades de negocio orientadas a 12 categorías: automotriz, cuidados de la salud, manufactura, seguridad, energía, consumo, electrónicos, soluciones comerciales, transporte, comunicaciones, diseño y construcción, minería, petróleo y gas.

Aquí de momento el negocio con mayor fortaleza es el eléctrico y hay grandes oportunidades en consumo, en tanto que se han propuesto crecer más en lo industrial. “En Bolivia vamos a crecer en más del 10% y haremos pequeñas inversiones en un centro técnico. Este trabaja con los clientes en la búsqueda de soluciones para mejorar la productividad”.

 

Busca inspirar y motivar a su gente

Cuando se le pregunta cuál es el sello de su estilo gerencial responde: “Soy positivo y optimista. Imponemos una disciplina operacional fuerte que empieza con el ejemplo del jefe, pero tratamos de celebrar mucho los éxitos. Hay veces que hay que ser duros en ciertas cosas, pero esto debe ser el 1 ó el 2 por ciento del tiempo. Lo que hago mayormente es motivar e inspirar a la gente. En esta etapa de mi vida soy un líder positivo que busca inspirar. Hay momentos difíciles en las empresas, pero las cosas se hacen bien enfocándonos en el cliente. El enfoque es en la productividad, en la visita de nuestros vendedores a los clientes. Invertimos en que la gente viaje, se capacite. Tener un gran equipo hace la diferencia más grande, sobre todo al ser parte de 3M, que es un paraíso de la innovación”.

En síntesis, menciona como las tres claves de su estilo de gestión: priorizar, motivar y tener una disciplina operacional. “También hay que estar abierto al cambio y hasta disfrutarlo, ya que eso permite creatividad. El cambio vendrá, queramos o no. Tenemos que adaptarnos. Me he acostumbrado al cambio. En mi vida nunca estuve más de tres años y menos de dos en un puesto”.

En su rutina laboral, tiene tres reuniones que llama “sagradas”. Cada viernes se encuentra de 8:30 a 15:30 con los gerentes y supervisores de ventas de la región para revisar visitas de vendedores, asuntos de logística y de créditos. También tiene una reunión al mes con los líderes de división, en la que presentan los costos de ventas, inversiones, capital de trabajo, proyectos y resultados, o se ve si precisan logística, apoyo técnico o de finanzas.

Por último, el comité de gerencia se reúne una vez al mes para revisar toda la compañía, en tanto que el 15% restante de su tiempo lo dedica a temas corporativos con la casa matriz, así como a las visitas a clientes, ya que estar cerca de ellos hace la diferencia.

A José F. Del Solar le gusta correr en forma interdiaria y lee especialmente revistas económicas como The Economist o, de vez en cuando, libros de aventuras para relajarse. Es hincha de Real Madrid y de Sporting Cristal, en Lima, además que sigue el tenis y las ligas españolas e inglesas de fútbol. Dentro de diez años se ve en Minnesota con la corporación 3M.