Escucha esta nota aquí

El magistrado suspendido del Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP), Gualberto Cusi, dijo que los próximos meses se dedicará a cuidar su salud, volverá a su comunidad de origen, territorio de Jesús de Machaca de Provincia Ingavi, e intentará asesorar jurídicamente a indígenas. 

"Me ocuparé en mi salud, comer nutritivamente, cumplir con los medicamentos y pensaré de qué voy a vivir, volveré a mi pueblo y apoyaré a mis compañeros, aunque no puedo ejercer mi profesión y tampoco (seré) docente de la universidad", contó a EL DEBER la autoridad.

Detalló que tiene múltiples capacidades, por lo que se puede dedicar desde trabajar la tierra hasta orientar a los candidatos inhabilitados para presentar amparos constitucionales. "Me han buscado, pero no puedo oficiar de defensor", acotó. 

Sobre el juicio de responsabilidades que todavía le sigue la Cámara de Senadores, Cusi dijo que "no cambiará nada, aunque un Gringo sea presidente. Tal vez sean más duros, pero trataré de recuperarme para afrontar la defensa". 

El funcionario evitó referirse a la determinación del Juzgado Séptimo de Sentencia del Tribunal de Justicia de La Paz que instruyó al ministro de Salud, Juan Carlos Calvimontes, disculparse públicamente por revelar la enfermedad que padece.