Wualdy ya era un ganador antes de que Ximena Zalzer, la conductora del ciclo, pronunciara su nombre como ganador de la primera temporada de Cuestión de Peso, ya que perdió 70 kilos de los 142 con los que llegó al programa. Además, cumplió su sueño de desfilar delgado en la graduación de su hija.

El triunfador esperó el veredicto del jurado junto a Robert Darío Suárez, estudiante de 22 años que también luce un nuevo cuerpo. Cuando la animadora gritó el nombre del ganador, Wualdy no pudo contener la emoción y derramó lágrimas.

Cuestión de Peso fue elegido por EL DEBER como el mejor programa televisivo del 2014 por el impacto que ha tenido en la población y en los participantes del ciclo.

Asimismo, Ximena Zalzer fue seleccionada como la mejor conductora por su elegancia, carisma y sensibilidad