Escucha esta nota aquí

El exgobernador de Florida y aspirante a la nominación presidencial republicana, Jeb Bush, presentó este lunes un plan migratorio de seis puntos para Estados Unidos que pone el énfasis en la seguridad fronteriza y contempla dar un "estatus legal" a los inmigrantes indocumentados.

"Para aquellos que ya están en el país, necesitamos poner en marcha un camino riguroso que requiera pasar por una revisión de antecedentes penales, pagar multas, pagar impuestos, aprender inglés, obtener un permiso provisional de trabajo, trabajar y no recibir ayuda federal" antes de obtener "estatus legal", escribió el candidato en el informe que contiene el plan publicado en su web.

Bush reconoce que "no hay plan racional para deportar a millones de personas que el pueblo estadounidense esté dispuesto a apoyar", en referencia a los 11 millones de inmigrantes sin regularizar que viven en el país y cuya expulsión es impracticable.

Lee más: Un tercer Bush se lanza a buscar la Casa Blanca

Por otra parte, el republicano asegura que no se dedican suficientes recursos para perseguir a aquellos que superan los períodos legales de sus visados, para lo cual propone crear un grupo de coordinación entre agencias para luchar contra este problema.

Bush divulgó el plan antes de la celebración este jueves del primer debate electoral de las primarias de su partido, al que concurrirá junto a los otros 9 precandidatos republicanos -del total de 17- mejor situados en las encuestas.

Seguridad en las fronteras

El aspirante a candidato en las elecciones de 2016 quiso poner el énfasis en la seguridad fronteriza, con más inversión en vigilancia electrónica, infraestructuras, vallados y puestos avanzados de la Patrulla Fronteriza en el "frente" de una "defensa profunda".

La propuesta delineada por Bush incluye el sobrevuelo de drones, sensores y radares, así como la creación de puestos avanzados en zonas fronterizas remotas, para responder a cruces ilegales de personas y luchas contra el tráfico de drogas.

Asimismo, propone que la Patrulla Fronteriza sea más flexible para responder a los cambios de ruta de los carteles mexicanos de la droga y se invierta dinero en vallado, carreteras y mejores accesos para interceptar inmigrantes indocumentados y narcotraficantes.

La propuesta sobre migrantes llega además luego de las polémicas declaraciones del magnate inmobiliario Donald Trump, que propuso levantar un muro en la frontera entre EEUU y México, tras lo cual dio un repunte en las encuestas aventajando con casi el doble de votos a sus rivales.

Conoce más: Trump es el favorito de los republicanos en EEUU