Escucha esta nota aquí

Las reservas internacionales netas (RIN) que superan los $us 14.000 millones se convierten en el mejor ‘colchón’ u ahorro que tiene Bolivia para enfrentar la crisis internacional producto de la caída de precios de los commodities, especialmente del petróleo y por el impacto que puede representar el menor crecimiento de China. No obstante, advirtieron que se debe luchar para sostener el crecimiento económico en el largo plazo.
Así lo afirmaron ayer algunos representantes de organismos multilaterales en el inicio de la vigésima versión de la Reunión Anual de la Asociación de Economía de América Latina y El Caribe (LACEA-2015) en el campus de la Universidad Privada de Santa Cruz (UPSA).

En la cita se abordaron temas relacionados con la macro y la microeconomía en América Latina y otras regiones y en la que destacaron las disertaciones de Liliana Rojas Suárez, del Centro de Desarrollo Global; Augusto de la Torre, del Banco Mundial (BM); Santiago Levy del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y Pablo Sanguinetti de CAF, banco de desarrollo de América Latina.
De la Torre, por ejemplo, destaca que Bolivia durante los buenos tiempos constituyó ahorros altos y es uno de los países junto a Chile que más ahorró de la bonanza económica comparado con otros países de la región.

“Esto fue una buena cosa. Bolivia no malgastó sus recursos, esos ahorros le van a servir bien ahora. Bolivia al igual que otros países está percibiendo una caída en sus ingresos (exportaciones). Por el hecho de que haya ahorrado le va a ir bien”, reiteró el funcionario del Banco Mundial.

No obstante, advirtió que el gran desafío para Bolivia no es qué tan vulnerable es lo que pasa en el mundo, sino el crecimiento a largo plazo y encontrar un equilibrio apropiado entre la inversión del Estado y el sector privado.

Por su lado, el representante de CAF, Pablo Sanguinetti, afirmó que Bolivia sufre igual que otros países. Sin embargo, aclaró que “Bolivia tiene muchas reservas y ha sabido generar ahorro, tiene toda la chance de superar la crisis de este momento”.

Gobierno destaca reservas
El ministro de Economía, Luis Arce, ponderó anoche la visita de los dos premios nobel de economía (Lars Peter Hansen (2013) y Peter Diamond (2010), siete investigadores de frontera de las más prestigiosas universidades y más de 500 científicos del área económica.
En un cóctel efectuado en la Cainco, el hombre fuerte de la economía reiteró el crecimiento económico del país por encima del 4,5%, destacó las reservas internacionales netas y el modelo económico social productivo que está basado en tres pilares: los recursos naturales, la redistribución del ingreso y la participación redistributiva del Estado para reducir la pobreza y eliminar las desigualdades. De igual forma, aseguró que Bolivia está entre los primeros cinco países mejores de la región en distribución del ingreso.

“Muchos de los visitantes deben saber que Bolivia está ocupando los primeros lugares en indicadores económicos y también cada vez muestra mejores resultados en materia social”, afirmó Arce, al tiempo de dejar en claro que por tercera vez el país será el de mayor crecimiento en la región.

Crisis regional
Liliana Rojas Suárez, directora del Center Global Development en Washingtón, durante su disertación sobre los riesgos económicos para América Latina y el difícil escenario económico que se vive en la región, reflejó los tipos de shock que se están dando a escala mundial, sobre todo la desaceleración de China, la eminente subida de tasas de interés de la reserva federal y la apreciación del dólar.

También analizó la fortaleza de América Latina y si puede resistir esos shocks.

La evaluación de la especialista no fue extremadamente positiva porque encontró una serie de problemas en la forma en que se ha venido manejando los años buenos de América Latina, es decir los años de bonanza (2003 a 2013), años en los cuales no se hicieron reformas importantes, tanto en el área fiscal como otras áreas (laboral, educativa, judicial, institucional, del Estado) que son áreas que deben hacer la mejora de la productividad y que podrían permitir que los estados puedan seguir creciendo.

En su criterio, la mala noticia es que América Latina frente a los países asiáticos se ha debilitado mucho, en otras palabras, si los inversionistas extranjeros tuvieran un portafolio de inversiones y tuvieran que ver cuáles son los activos más y menos riesgosos verían que los activos de América Latina se han vuelto más riesgosos en comparación que los asiáticos, inclusive frente a países emergentes del área europea.
“La región enfrenta riesgos difíciles. Se hizo mucho en términos de política monetaria, regulación financiera, pero en la parte fiscal de reformas estructurales se hizo poco y ahora enfrentamos shocks de oferta que son persistentes, especialmente el bajo crecimiento de China. Frente a esto se requiere la utilización de política fiscal y reformas”, sintetizó.

Informe del BCB
El Banco Central de Bolivia (BCB) informó, en su página web, de que las Reservas Internacionales Netas (RIN), al 9 de octubre, se encuentran en $us 14.183 millones, lo que se constituye en un fuerte respaldo para paliar la crisis