Escucha esta nota aquí

El presidente ruso Vladímir Putin, anunció este martes que Rusia intensificará sus bombardeos en Siria contra el Estado Islámico tras conocerse que el siniestro del Airbus ruso en Egipto se debió a un atentado terrorista.

"El trabajo de nuestra aviación de guerra en Siria no solo debe continuar. Debe intensificarse de tal modo que los criminales entiendan que la venganza es ineludible", dijo Putin, en una reunión dedicada a informar sobre los resultados de la investigación del siniestro.

Poco antes, el jefe de los servicios de seguridad reconoció que el avión ruso que se estrelló en Egipto con 224 personas a bordo explotó debido a una bomba colocada por terroristas.

"Puedo decir que fue un atentado terrorista", señaló Bortnikov, en una reunión del Consejo de Seguridad nacional con Putin, de la que la televisión estatal mostró extractos.

Lee más: Rusia admite que una bomba derribó su avión

El jefe del Kremlin aseguró que Rusia encontrará y castigará a los culpables del atentado, ocurrido el pasado 31 de octubre sobre el Sinaí egipcio. "Los buscaremos estén donde estén y los encontraremos en cualquier rincón del mundo", prometió Putin.

Francia ataca por segunda noche consecutiva

Francia "intensificó" los bombardeos contra el grupo yihadista Estado Islámico (EI), pero el trabajo de preparación comenzó hace "varias semanas", antes de los atentados del viernes en París, indicó el jefe de la operación militar francesa Chammal.

"Esta lucha, que comenzó el año pasado, vamos a continuarla con determinación. Hoy intensificamos nuestra lucha, hemos atacado en los últimos días (...), pero iniciamos nuestra labor hace muchos meses", manifestó el contraalmirante Antoine Beaussant, comandante de la operación antiyihadista Chammal que comenzó en septiembre de 2014 y se extendió a Siria hace dos meses.

"Los objetivos que bombardeamos hoy (martes) son objetivos sobre los que hemos trabajado durante semanas", tras haber "cotejado nuestras informaciones", lo cual "nos permite proponer al presidente de la República" la intervención de los cazas Rafale estacionados en los Emiratos Árabes Unidos y de los Mirage 2000 instalados en Jordania, explicó.

Lee más: Francia anuncia "guerra sin tregua" contra el EI

El contraalmirante Beaussant apenas dio informaciones sobre las operaciones llevadas a cabo desde los atentados que dejaron al menos 129 fallecidos el viernes en París. Sólo recordó que unos 700 militares franceses están implicados en la operación Chammal, que cuenta con seis aviones Mirage 2000 y seis Rafale de "forma permanente".

El ejército también tiene un avión de patrulla marítima Atlantique 2 en la zona, así como aviones de reabastecimiento y de vigilancia aérea, indicó el militar.