Escucha esta nota aquí

Bolívar se consagró campeón del torneo Clausura al empatar (1-1), ante Nacional Potosí. El éxito de los celestes durante la temporada fue gracias a la columna vertebral que armó el entrenador Beñat San José en cancha, desde el arco hasta la zona ofensiva, donde se destacaron las figuras de Matías Dituro, Ronald Raldes, Leonel Justiniano y Juan Carlos Arce.

Bajo los tres palos, el argentino Dituro fue determinante con sus tapadas. Después de un primer semestre no tan bueno, el exjugador de Aurora levantó su nivel para adueñarse de la portería y dejar sin chances al brasileño Jefferson de quitarle el puesto. Se ganó la confianza del DT y es pieza inamovible dentro del onceno titular.

Desde que llegó Raldes a la academia se convirtió en líder de la defensa y referente del plantel. Su adaptación a la altura fue beneficioso para el club paceño como para la selección nacional. Ronald consiguió su tercer título en el fútbol boliviano, de los cuales dos fueron con la camiseta de Bolívar.

Mientras que Leonel tuvo que asumir el mando en la mitad de la cancha tras el retiro de Wálter Flores. Durante la temporada rayó a gran nivel y ayudó no solo en la marca, sino también con anotaciones importantes. Debutó en el profesionalismo en la academia, ganó experiencia en Nacional Potosí, y regresó a La Paz para triunfar.

El último pilar del flamante campeón fue el ‘Conejo’ Juan Carlos Arce, que tomó protagonismo ante las rotaciones de Gastón Sirino, Marcos Riquelme y William Ferreira. El delantero cruceño tomó el cintillo de capitán para este torneo y cumplió con responsabilidad. Es el goleador de los celestes en el Clausura a una fecha para el final.