Escucha esta nota aquí

El papa Francisco convocó en el Vaticano a todos los presidentes de las conferencias episcopales para una cumbre inédita sobre los abusos sexuales a menores en la Iglesia, un fenómeno que considera un “desafío urgente” para la institución. Las víctimas de abusos sexuales por parte del clero exigen medidas muy concretas en materia de protección de menores a la Iglesia católica. Antes de la cumbre convocada por el papa Francisco con los presidentes de las conferencias episcopales de todo el mundo, que se celebrará en el Vaticano del 21 al 24 de febrero, las víctimas han presentado algunas peticiones.

Tolerancia cero: ley universal “La tolerancia cero para el abuso sexual perpetrado por curas debe ser considerada como una ley universal de la Iglesia, antes de que se concluya la cumbre”. Ese principio debe aplicarse a nivel global, según la organización ECA (Acabar con los Abusos del Clero, por su sigla en inglés), que representa a las víctimas de 17 países. Destituir a todo obispo o cardenal involucrado en el encubrimiento de un abuso sexual cometido por el clero, es la solicitud de la asociación estadounidense SNAP (Red de Sobrevivientes de Abusos cometidos por Sacerdotes). La regla debe aplicarse a los superiores de órdenes religiosas y a cualquier persona con responsabilidades en una iglesia, pide ECA. Los sacerdotes condenados por abuso sexual de menores deben aparecer en un “registro público”, pide ECA. La organización también solicita la creación de “una comisión independiente para la verdad”.