Sin fijar fecha exacta, solo anunciando que la cita es la próxima semana, el concejal Romel Porcel ha convocado a los taxistas a una reunión en la que les expondrá al detalle el reglamento del taxímetro para su posterior promulgación y puesta en marcha. Un grupo de transportistas califica este proceso de ilegal.

Porcel informó que el tema del taxímetro será derivado a la comisión de planificación, obras públicas y servicios, presidida por la presidenta del Concejo, Angélica Sosa, que será encargada de llegar a un consenso con los transportistas.

Sobre el pedido de paralizar el registro del taxímetro de un grupo de taxistas que lo califica de ilegal porque se está actuando conforme a una ordenanza sin reglamentación, el concejal dijo que no se puede dar marcha atrás. “Por una cuestión de principios y de autoridad la ordenanza no puede ser revocada, tiene que aplicarse porque beneficia al bolsillo de los vecinos y contribuye al tema de la seguridad ciudadana”, dijo.

Ramiro Bernal, dirigente de Radiotaxis Grigotá, dijo en Unitel que la fecha para la implementación del taxímetro está atrasada y para los que cumplieron con la compra del aparato electrónico, les ha significado una pérdida económica de 120 dólares, por lo que le piden que la comuna les devuelva lo gastado.

Porcel respondió al respecto. Señaló que el municipio deslinda responsabilidad porque hace un mes concejales y representantes del transporte firmaron un acuerdo en el que aceptaban la puesta en marcha del taxímetro y la compra libre del aparato, así como el beneficio con descuentos impositivos para los que cumplan con los plazos establecidos.