El padre Mateo Bautista remarcó que se encuentra a la espera de que el ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, se retracte por sus declaraciones en las que afirmó que su campaña por el 10% para la salud es "anómala y surrealista y que quiere matar a la gente" al pedir ese porcentaje.

“Yo le he dicho que fuera la última vez, que voy hacer una excepción, que un funcionario del Estado, que está al servicio del pueblo boliviano, que vive y come de los impuestos que nosotros los ciudadanos aportamos, no puede ser un prepotente y violar los derechos humanos, no puede violar la libertad de expresión”, dijo el padre Mateo este jueves a los medios de comunicación.

Asimismo, sostuvo que las declaraciones del ministro de la Presidencia no se las dijeron a él (padre Mateo) sino a los bolivianos. “A mí lo que me haya dicho me importa un comino, esto se lo ha dicho a Bolivia, se lo ha dicho a la dignidad".

El sacerdote reiteró las descalificaciones contra autoridades del Gobierno a quienes tildó de "oligarcas". "Ya estamos cansados de la prepotencia de estos oligarcas del Gobierno, estamos aburridos de la prepotencia y soberbia de estos sátrapas del Gobierno”, manifestó el representante de la Iglesia.

Equipamiento para Portachuelo

Por otra parte, el padre Mateo hizo la entrega de un equipamiento de terapia prenatal para el hospital San José Obrero de Portachuelo.

“Fuera de la ciudad de Santa Cruz, la única terapia prenatal para todo el departamento cruceño se encuentra en este municipio”, indicó.

Todo el equipamiento entregado tiene un valor de 49.800 dólares, el cual se logró conseguir, informó, como resultado de la campaña que realiza "junto a las damas argentinas y españolas".

El padre Mateo agregó que la recolección de firmas para apoyar el proyecto de ley por el aumento del 10% para la salud ya se encuentra cerca de las 201.000 firmas. Su objetivo es llegar a las 500.00 rúbricas.