Escucha esta nota aquí

La Cancillería de Chile alista "cambios y ajustes" para reforzar su defensa en el juicio interpuesto por Bolivia por un acceso soberano al mar ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya, que van desde convocar a un consejo asesor de historiadores hasta revisar el despliegue comunicacional.

Según una publicación de La Tercera de Chile, fechada esta jornada, el canciller Heraldo Muñoz anunció a los parlamentarios de las comisiones de Relaciones Exteriores del Senado y de la Cámara de Diputados que los primeros cambios se darán a conocer pasado mañana.

En esa sesión que se desarrolló el pasado miércoles, oportunidad en la que se analizaron las implicancias del reciente fallo de la CIJ que establece que ese tribunal es competente para tratar la demanda marítima boliviana, Muñoz anticipó que se convocará a un consejo asesor de historiadores, integrado por varios premios nacionales de Historia, para sumarlos al equipo que ya está trabajando en la preparación de los argumentos que incluirá la contramemoria chilena, la que deberá ser entregada a la secretaría del tribunal a más tardar el 25 de julio de 2016.

Además, el consejo de historiadores colaborará en la elaboración de contenidos que sirvan para refutar la visión que ha dado Bolivia de una veintena de esfuerzos diplomáticos y políticos que se dieron entre Santiago y La Paz entre 1895 y 2011 para resolver la centenaria demanda de Bolivia.

La Cancillería chilena, siempre según La Tercera, tiene también entre sus planes cambios de embajadores en misiones diplomáticas que son relevantes en el litigio como Chile en el Vaticano, Cuba, México y La Haya.

Se suma a esos ajustes, según las autoridades de Chile, reforzar el despliegue comunicacional y diplomático de la defensa chilena con una mayor difusión de las gestiones que están en marcha.

En ese sentido, la Cancillería está evaluando contratar a una segunda agencia internacional de comunicaciones estratégicas y darles a ambas una mayor responsabilidad en la elaboración de insumos.

En 2013 Bolivia sentó a Chile ante La Haya, en busca de un "diálogo sincero" para resolver la demanda marítima boliviana.

Chile había objetado en 2014 la competencia de la CIJ para conocer la demanda marítima boliviana, y después de 14 meses, ese tribunal internacional rechazó ese recurso interpuesto por La Moneda por 14 de 16 votos a favor del país andino amazónico.