Escucha esta nota aquí

La exjueza Patricia Pacajes fue diagnosticada con un cuadro de "depresión grave" y aún no puede acudir a declarar ante la Fiscalía por el audio, en el que admite que el médico Jhiery Fernández, condenado a 20 años de cárcel, es inocente. 

"El Instituto de Investigaciones Forenses remitió al Ministerio Público el informe pericial psicológico al que fue sometida la exjuez y estableció que sufre de grave depresión", informó el fiscal Ramiro Prieto.

La mujer permanece internada en un centro psiquiátrico luego de pretender quitarse la vida. Fue sometida el viernes y ayer a una valoración psicológica, que concluyó que aún no está en condiciones de dar su versión de los hechos ante el Ministerio Público.

La Fiscalía también evalúa si es pertinente llamar a declarar a Romel Cardozo, quien grabó a Pacajes cuando admitió que sabía que Fernández era inocente. El audio fue filtrado a medios de comunicación y generó un escándalo sobre el caso bebé Alexander. 

Pacajes fue destituida y afronta un proceso penal y otro disciplinario. Mientras que el Consejo de la Magistratura también investiga a los otros dos integrantes del Tribunal Décimo de Sentencia, que condenaron al médico.

Anoche Jhiery Fernández se benefició de medidas sustitutivas. Podrá volver a su casa tras tres años y 11 meses detenido preventivamente en la cárcel de San Pedro. Ahora prepara la apelación a su condena ante el Tribunal Departamental de La Paz.