Escucha esta nota aquí

Es la imagen de un gigante rendido ante el hambre y el cambio climático. Un video de un oso polar en sus últimas horas de vida debido a inanición, difundo por National Geographic, esta ayudando a generar conciencia sobre los efectos directos del calentamiento del planeta y el deshielo de los polos.

"Quise que la gente se diera cuenta de lo que los científicos quieren decir cuando hablan de cambio climático", declaró el fotógrafo Paul Nicklen, que captó las durísimas imágenes del oso blanco debilitado y buscando comida con lentitud en un asentamiento humano abandonado en las islas Baffin, en el norte de Canadá.

 

 

Imposibilitado de hacer nada por el animal, ya que en ese país es ilegal dar de comer a los osos polares, Nicklen y su equipo apenas pudieron asistir a la escena desde la distancia. El oso, extremadamente enflaquecido, camina pesadamente hasta acercarse a unos turriles viejos en los que encuentra algo para masticar, pero no resiste mucho tiempo de pie y termina acostado, casi esperando su destino.

Sobre cambio climático, te puede interesar:

El acelerado derretimiento de las capas de hielo en el norte de Canadá ha dejado a los osos polares sin su espacio natural de caza de su presa principal, las focas. Obligados a permanecer en tierra firme debido a que ya no tienen plataformas flotantes heladas desde donde salir al mar, estos omnívoros están más amenazados de extinción que nunca, pues ahora se acercan a lugares poblados por humanos en busca de comida, lo que aumenta el riesgo para las personas y para los animales.