La Dirección Departamental de Educación, a través de su departamento legal, presentó el 8 de septiembre una demanda ante la Fiscalía contra dos maestros y un exdirector distrital, implicados en un caso de cobro indebido de ítems en la unidad educativa Ovidio Barbery Justiniano.
Los denunciados son los profesores Wilberth Camargo Flores y Daniel Pacheco, y el exdirector distrital Miguel Alborta. Camargo y Pacheco están acusados del delito de peculado culposo, mientras que Alborta, de incumplimiento de deberes y conducta antieconómica.

Una investigación interna de la DDE determinó que Camargo y Pacheco cobraron sueldos durante al menos dos años, pese a no estar trabajando en dicho colegio porque había cerrado sus puertas. Según la DDE, estos maestros debieron informar que no les correspondía seguir recibiendo sueldos, pero no lo hicieron.

En cuanto al entonces director distrital, la DDE considera que incurrió en el delito de incumplimiento de deberes, pues no dejó el ítem del profesor Camargo en acefalía, omisión que provocó cobros indebidos de parte de dicho docente. “A Camargo, que está preso en Palmasola acusado por delito de violación, se le siguió depositando sus haberes, y por ende, el prenombrado continuó cobrando de forma indebida desde junio de 2012 hasta abril de 2013”, dice la denuncia.

Pacheco Murillo trabajó en la unidad educativa Ovidio Barbery desde 2010 hasta 2012, pero su ítem fue cerrado recién en junio de 2013. Durante el tiempo que dejó de trabajar hasta el cierre de su ítem le siguieron pagando sueldo.

Esta irregularidad fue desvelada en 2013 por los profesores Severino Figueroa y Primo Luis Aguilar, quienes hicieron la denuncia ante las autoridades