Escucha esta nota aquí

El niño Kevin Ariel Núñez, de 10 años, no se complicó la existencia y se llevó sus tareas escolares al estadio para no perder el partido del club de sus amores: Deportivo Macará.

La historia se hizo viral al salir a la luz las fotografías que muestran al pequeño en el estadio Olímpico Atahualpa, de Quito, Ecuador, haciendo tareas mientras veía el partido de fútbol.

"Estaba haciendo fracciones, multiplicaciones y divisiones. Me gusta estudiar. Mi mami me enseñó a ser responsable", contó el pequeño hincha, quien estudia sexto grado de educación básica.

Su responsabilidad fue premiada por la hinchada Macareños que le otorgó una camiseta de la barra y entradas para que asista gratis a los partidos del Macará en la ciudad de Ambato, de donde es oriundo, al igual que el equipo.

En el Deportivo Macará también reconocieron su grado de responsabilidad y lo premiaron con una visita al complejo del club, donde compartió con los jugadores.