Sabino Guzmán, comandante departamental de la Policía de Santa Cruz, informó este lunes que tres jóvenes se fugaron del centro de rehabilitación del menor Pinardi, en donde cumplían una condena por los delitos de violación y homicidio.

“Anoche (domingo), tres jóvenes, aprovecharon la oscuridad y poca seguridad de este lugar, saltaron la barda y se fugaron. La Policía está movilizada para recapturarlos”, aseguró Guzmán.

La autoridad local de la institución verde olivo ha observado que este centro no cuenta con las condiciones de seguridad para albergar a delincuentes, que por ser menores de edad no pueden ser recluidos en el penal de Palmasola.

Requieren más seguridad 

Duberty Soleto, director de Políticas Sociales de la Gobernación de Santa Cruz, dijo que se ha instruido realizar las investigaciones y verificar si es que los policías estaban en sus lugares cuando los menores escaparon del centro.

“Vamos a ver por donde ha sido la fuga específica, porque vemos que es un centro que tiene la seguridad que hace difícil que estos menores puedan fugarse. La seguridad está fallando, por eso estamos buscando que se la pueda mejorar y reforzar”, afirmó Soleto.

Añadió que cinco policías son los encargados de la seguridad externa, y educadores de la Gobernación que realizan las tareas socioeducativas dentro del centro.


Buscan a sicario

El viernes 19 de junio, una persona fue acribillada en el Plan 3.000; en torno a este caso, Guzmán afirmó que avanza la investigación y se tiene el identikit del presunto sicario que victimó a esta persona, que tenía en su prontuario delitos de narcotráfico.