Escucha esta nota aquí

En Noruega el monto de las multas va de acuerdo con los ingresos. Es decir, más altas son las ganancias más altas son las multas de tránsito.

Una joven conductora de 22 años, que hace unos años se convirtió en una persona rica gracias a una jugosa herencia, durante un control rutinario de la Policía, el test de alcoholemia resultó positivo con 0,06 g/l, cuando el límite permitido es de 0,05 g/l. El cálculo de la multa fue de 30.000 dólares. Las leyes en Noruega son iguales para todos.