Escucha esta nota aquí

Antiguo líder conservador y reputado analista político en televisión, Marcelo Rebelo de Sousa será el nuevo jefe de Estado de Portugal tras su victoria hoy en las elecciones presidenciales y en primera vuelta.

El ‘profesor’, como es conocido popularmente el candidato, cumplió con todos los pronósticos y se alzó con la victoria sin necesitar de una segunda ronda, al obtener más del 50% de los votos, tal y como apuntaban los sondeos previos.

"Tenemos que corregir las injusticias que la crisis agravó (...) Es hora de rehacer Portugal", subrayó Rebelo de Sousa en su primer discurso como vencedor de los comicios.

En la Facultad de Derecho de la Universidad de Lisboa, donde fue tanto alumno como docente, el aspirante conservador incidió en que pretende ejercer de "presidente de todos los portugueses" y se mostró convencido de que los próximos cinco años -tiempo que dura su mandato- "serán de recuperación y futuro".

Con una abstención nuevamente muy elevada, superior al 50% -aún así algo inferior a la registrada en 2011, cuando batió un récord histórico-, las elecciones presidenciales coronaron a Rebelo de Sousa como la máxima autoridad del país con el 52 % de los votos.

En segunda posición se situó el académico António Sampaio da Nóvoa, considerado próximo al Partido Socialista y que obtuvo cerca del 22,7 % de los sufragios