Escucha esta nota aquí

Varios ciudadanos acudieron el fin de semana a las oficinas del Servicio de Recaudaciones (SER) para pagar los impuestos municipales atrasados, aprovechando la amnistía fiscal del 100% de multas e intereses. 

De acuerdo al anuncio que hizo la entidad, las oficinas estarían abiertas hasta que se atienda a la última persona. Sin embargo, quienes acudieron en horas de la tarde encontraron la entidad cerrada.

Consultado por EL DEBER, Joaquín Crapuzzi, responsable del SER; manifestó que la institución atendió con normalidad desde las 08:00, como estaba previsto, y "hasta la última persona". A horas 14:30, ya no quedaba nadie en la fila y la entidad cerró sus puertas hasta mañana.

Desde el lunes abrirá a las 06.30. La comuna ha recuperado ya Bs. 150 millones.