Escucha esta nota aquí

A la presidenta de Croacia, Kolinda Grabar-Kitarović, no le importó que los jugadores de su selección no se hayan terminado de vestir o asear en los vestuarios. Se acercó a cada uno de ellos y se fundió en un abrazo. Ella estaba feliz y quería reconocer el esfuerzo que habían hecho dentro del campo de juego, en una serie que se definió por penales ante Dinamarca, luego de un empate (1-1) en el tiempo reglamentario.

Si bien, el partido por octavos de final se jugó el domingo, es hace pocas horas que se viralizó el efusivo festejo. Mira el video:

Croacia se alista para enfrentar el sábado a la selección anfitriona, Rusia, que despachó también por penales a la temible España. El partido se jugará desde las 14:00 hb. El equipo de Modric y compañía, busca estar entre las cuatro mejores selecciones de este Mundial.

Te puede interesar: