Escucha esta nota aquí

Si mirar esta página despierta los más glotones deseos, es fácil imaginar lo que ocurrirá al pisar el pabellón Brasil de la Fexpocruz, del 12 al 14 de julio, recorriendo el montón de tentadores estands que conformarán la XVIII edición del Festival Internacional de Vinos y Quesos, y que con sus bellas azafatas ofrecerán todo tipo de delicias. 

Todos los años, las empresas aprovechan la cita para invitar a los asistentes a degustar sus delicatesen, mientras disfrutan la música, que este año será de Los Rojas.

La creatividad trasciende cualquier frontera, los vinos se maridan con una gran variedad de sabores, los embutidos salen de recetas cada vez más innovadoras, igual que los quesos. Y así, los afortunados de estos tres días son los paladares. No les importa que la gula sea pecado.