Escucha esta nota aquí

Los pobladores de San Matías cumplieron este jueves un paro cívico e hicieron una toma simbólica de una estación de gas por la que se exporta el hidrocarburo a Brasil. 

"12 horas le damos (al Gobierno) para que nos den una respuesta a nuestra demanda. Caso contrario ingresaremos a la planta gasífera para cerrar la válvula", dijo el presidente del Comité Cívico, Wálter Núñez Patiño a el EL DEBER.

El pedido de los matieños a la Autoridad de Electricidad (AE) es bajar el precio del kilovatio de electricidad, que pagan a Bs 1,22, el arancel más alto del país.