Escucha esta nota aquí

En marzo cumple un año el “programa gratuito de riñón” que cuenta con el financiamiento estatal para asistir a pacientes de escasos recursos que necesitan un trasplante renal. 

El médico Néstor Vaca Pereira, director departamental de la Coordinadora de Trasplantes de Órganos del Servicio Departamental de Salud (Sedes), junto a su equipo de médicos colaboradores, dirige el programa de donantes por muerte cerebral en el Departamento de Santa Cruz.

En relación a ser un donante de órganos en caso de muerte cerebral, el médico de la Gobernación dijo que, “es una declaración de voluntad, puesto que en Bolivia no existe una ley de donantes y en caso de una muerte cerebral son los familiares directos del fallecido, los que deciden si es donante o no".

"Entonces es una declaración de voluntad y no una obligación legal", por ello hay que insistir en las campañas informativas para la comprensión del significado de la donación de órganos en pacientes con muerte cerebral”, explica Vaca Pereira.

“El programa financiado por el Gobierno es importante, pero solo contempla donantes vivos y/o familiares”, señala el Coordinador departamental de Trasplantes del Sedes y menciona que en muchos casos no son suficientes puesto que el número de pacientes en la lista de espera para un trasplante renal o hepático crece cada día.

Es en este sentido que llamamos a la población y pedimos solidaridad, ayuda para que otras personas puedan vivir gracias a la donación de órganos de pacientes con muerte cerebral", dijo el Coordinador de Trasplantes del Sedes.    

"En el departamento de Santa Cruz el año pasado se realizaron con éxito 30 operaciones de trasplante, en 10 de ellas los donantes fueron familiares compatibles vivos y 20 personas que sufrieron muerte cerebral y que cumplieron todos los requisitos para dar a otra persona viva en necesidad de recibir un trasplante de órgano" señaló Vaca Pereira.

Además el médico indica que el Sedes trabaja con todos los hospitales y todas las clínicas privadas del departamento. "Hemos hecho una normativa donde se aclara y se recuerda a todo el personal de salud que, en caso de estar en contacto con un paciente por muerte encefálica, deben comunicarse directamente con la central de trasplante y nosotros inmediatamente estaremos ahí", informó.

El teléfono al cual se deben reportar a los fallecidos con muerte cerebral es 363-6622 con atención las 24 horas. 

"Invitar a la población y llamarla a la conciencia, decirles que cada vez hay más pacientes en las lista de espera para trasplantes y que en un mediano o corto plazo se habrán conformado equipos para trasplantes de cardíaco y pulmonar en Santa Cruz. Le decimos que ayuden a salvar vidas a través de la donación de órganos en pacientes con muerte cerebral", concluyó Néstor Vaca Pereira, coordinador departamental de Trasplantes de Órganos del Sedes, perteneciente a la Gobernación de Santa Cruz.


,

Inscripciones de donantes de órganos
Inscripciones de donantes de órganos
un donante de órganos se hace una prueba
Un donante de órganos se hace una prueba
Una familia de donantes de órganos muestran sus credenciales
Una familia de donantes de órganos muestran sus credenciales
Explicación de los cuidados en la alimentación
Explicación de los cuidados en la alimentación