Escucha esta nota aquí

No hubo un solo tema que no se cantó y bailó anoche en el concierto de Daddy Yankee y Zion & Lennox en el estadio de Real Santa Cruz.

El show Juntos en Concierto III, organizado por Business Group, estuvo repleto. El público comenzó a llegar desde temprano para escuchar a sus ídolos del género, ante un estricto control para evitar el ingreso de personas en estado de ebriedad.

El poderoso, el escandaloso
La expectativa acabó cuando Daddy Yankee, el nombre artístico del puertorriqueño Ramón Luis Ayala (41), subió al escenario a las 22:15.

La algarabía se apoderó de la cancha y las tribunas del complejo deportivo cuando comenzaron los acordes de Rompe, su éxito del álbum Barrio fino en directo (2005). A ello le continuó una seguidilla de temas que sonaron en la década pasada como Ella me levantó, Llamada de emergencia, entre otros. 

El boricua estuvo acompañado por cinco parejas de sensuales bailarines que le daban el toque a la fiesta que se vivía y en el que la adrenalina fue el ingrediente principal.

El gran momento llegó cuando comenzó a sonar su hit actual Dura. “Cuando yo la vi, dije si esa mujer fuera para mí, perdóname te lo tenía que decir, estás dura, dura, dura...”, cantaban en una sola voz los más de 10.000 asistentes que esperaron nueve años para que el ‘big boss’ del reguetón regrese a Santa Cruz.

El ‘barrio fino’ demostró una vez más que está a la altura para recibir a artistas de la talla de Daddy Yankee, quien aprovechó para interactuar con el público con exitazos como Despacito, la mejor canción de 2017 que canta en colaboración con su compatriota Luis Fonsi.

Para cerrar la noche Zion & Lennox interpretaron Nuestro amor, Cierra los ojos, Si no le contesto se desespera, entre otros que ya se escucharon en la capital cruceña cuando estuvieron el 2017 amenizando algunos garajes carnavaleros.
 

Los puertorriqueños Zion & Lennox trajeron su ritmo a Santa Cruz
El público llenó el estadio e interactuó a la perfección con sus ídolos