Escucha esta nota aquí

Hoy iniciaron las obras de construcción del nuevo edificio de la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP). El proyecto, en su obra bruta, demandará un presupuesto de 189 millones de bolivianos, según los datos oficiales y se prevé su conclusión en algo menos de dos años. 

"El que tenemos es un edificio hermoso, en términos patrimoniales, pero incómodo en relación al trabajo de una Asamblea para el pueblo (...) La que tenemos ha quedado pequeña para el conjunto de necesidades y peticiones de la población", explicó el presidente nato de esa instancia, Álvaro García Linera. 

Conoce más: Sancionan Ley para un nuevo edificio Legislativo


El diseño, que se hará detrás de la actual infraestructura, en la plaza Murillo, contempla 20 pisos de alto y cinco en el subsuelo. Son ocho años que los legisladores de turno ahorraron para cubrir los costos de la nueva obra. 

"Es un edificio para la gente, para el comerciante, para el transportista, para el hermano que viene de cualquier parte del país, que quiere hacer un trámite de ley, que quiera reunirse con su asambleísta (...) Lo hemos hecho sin pedirle al TGN un dinero extraordinario, se va a construir con dinero de los diputados y senadores que desde hace 8 años viene aportando", recalcó el vicepresidente. 

Lea también: En 2015 comenzará obra del Palacio Legislativo

El actual Palacio Legislativo, construido en 1905, quedará como museo histórico. La pasada gestión se acordó la compra de los terrenos aledaños a la actual infraestructura, como la Caja Nacional de Salud (CNS), el Ministerio de Educación y otro, privado, por los que se pagó más de nueve millones de bolivianos.

Maqueta del nuevo edificio del Legislativo:,

Maqueta del nuevo edificio de la Asamblea Legislativa.