Escucha esta nota aquí

La presidenta argentina, Cristina Fernández, autorizó este lunes desclasificar el material de inteligencia que utilizó el fiscal de la causa AMIA, Alberto Nisman, para denunciar a la mandataria por presunto encubrimiento de terroristas y revelar la identidad de los espías también acusados.

Nisman fue hallado muerto de un disparo en su apartamento de Buenos Aires en vísperas de su comparecencia el lunes en el Congreso para explicar una denuncia contra la mandataria, Cristina Fernández, y otras autoridades oficialistas referida al caso AMIA.

A través de dos comunicados, y "por expresa instrucción de la presidenta de la Nación", el secretario de Inteligencia, Oscar Parrilli, envió dos notas a la jueza María Servini de Cubría en las que autoriza a desclasificar archivo con "la identidad, las acciones, los hechos y las circunstancias correspondientes al personal de inteligencia" que surge de las interceptaciones telefónicas entregadas por Nisman a la Justicia.

Parrilli envió las misivas con esta decisión, que había sido requerida días atrás por Nisman, para "brindar la colaboración que sea necesaria" en medio de la conmoción provocada por la sorpresiva muerte del hombre.

Nisman, fue el fiscal especial a cargo de la investigación sobre el atentado en 1994 contra la mutual judía AMIA.

El secretario de Inteligencia ordenó también identificar a los espías que fueron denunciados por Nisman "a efectos de proceder al levantamiento de secreto de los mismos".

Las cartas del secretario de Inteligencia están dirigidas a la jueza María Servini de Cubría, del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Federal número 4 de Buenos Aires. 

Denuncias contra Fernández

Tras ocho años de investigaciones, Nisman denunció el pasado miércoles a Fernández por considerar que el memorándum de
entendimiento aprobado en enero de 2013 con Irán incluía un presunto
encubrimiento
de los sospechosos del atentado contra la AMIA, a cambio de las relaciones comerciales y el intercambio de petróleo por granos en un contexto de crisis energética en Argentina. 

La denuncia, basada en escuchas telefónicas, alcanza al canciller, Héctor Timerman, al diputado oficialista Andrés Larroque, los militantes Luis D"Elia y Fernando Esteche, personal de la secretaría de Inteligencia de la Presidencia argentina, el exfiscal federal y exjuez de instrucción Héctor Yrimia y el referente comunitario iraní Jorge "Yussuf" Khalil.

Nisman murió de un disparo en la sien

La muerte de Nisman parece un "suicidio", dijo el secretario de Seguridad, Sergio Berni. La fiscal que lleva el caso pidió "prudencia" pero antes aclaró que murió por un solo disparo de un arma calibre 22, sin dejar cartas ni testigos del suceso.

El fallecimiento se anunció el mismo día en que Nisman debía comparecer ante el Congreso para explicar su denuncia contra Kirchner y el canciller Héctor Timerman.

La autopsia terminó después del mediodía pero la fiscal a cargo de esta investigación, Viviana Fein, dijo que en "las próximas horas" se conocerán más detalles.

"El disparo fue en la sien", reveló la autopsia, según adelantaron fuentes judiciales.