Escucha esta nota aquí

Honda presentó la nueva CR-V 2020 con renovaciones de diseño y un aumento en el marco de la tecnología y la seguridad. En estética, ofrece líneas más agresivas y robustas con modificaciones en el frente y la zona posterior. Las llantas de aleación de 18 pulgadas y detalles oscuros, también son completamente nuevas, en sintonía con las modificaciones generales de la inédita vagoneta. Al menos por el momento, se ofrece en una única versión denominada EXT AWD (tracción integral), según portales especializados en el sector automotriz.

La CR-V ofrece faros delanteros antiniebla, con tecnología Led, función de encendido automático de luz baja y apagado automático una vez cerradas las puertas y pasados los 15 segundos. La parte trasera incluye ópticas Led oscurecidas en forma de L que le dan una gran visibilidad al sport utility de Honda.

En el interior, son relevantes los asientos de cuero y los detalles que combinan diversos materiales. Las butacas delanteras son calefaccionadas y la plaza del conductor viene con ajuste eléctrico en ocho direcciones y soporte lumbar de cuatro vías, con dos memorias. En cambio, las plazas traseras son rebatibles 60/40 y permite contar con un piso de baúl totalmente plano.


Los comandos de audio ofrecen un sensor especial para ajustar el volumen y la posibilidad de ofrecer varias funciones a través del uso de la voz para enlazar el teléfono celular con el sistema multimedia. Otro elemento relevante, es la llave inteligente con encendido de motor mediante botón. Además, se destaca el cargador de celular inalámbrico, un portón trasero con altura programable y acceso con manos libres, que hace posible abrir y cerrar la puerta trasera con solo acercar la llave y mover el pie por debajo de la parte trasera del vehículo.  

Para brindar más seguridad al conductor, esta versión también incluye el sistema HUD (Head Up Display), que sin quitar la mirada del camino le permite observar todos los indicadores del vehículo proyectados en una lámina trasparente que se encuentra ubicada por encima del tablero.


En seguridad, posee el sistema Driver Attention Level Monitor, que evalúa el manejo del conductor y de acuerdo a eso le muestra en la pantalla central de la consola, con notificaciones sobre su nivel de atención, como, por ejemplo, si aquel que conduce se queda dormido. Posee control de estabilidad y el sistema Honda LaneWatch, que muestra en la pantalla la calzada del lado derecho del vehículo, otorgando un ángulo de visión cuatro veces más amplio que lo normal.

Adicionalmente, como novedad, la unidad viene equipada con el sistema Honda Sensing que incluye un paquete de ayudas activas a la conducción para disminuir la posibilidad de un accidente. Está compuesto por un sistema de radar, cámaras y de un conjunto de sensores que realizan una lectura permanente de las situaciones de conducción y las condiciones del tráfico que activan las siguientes funciones: control de velocidad crucero adaptativo, sistema de advertencia de colisión frontal, sistema de frenado con mitigación de colisión, sistema de asistencia para mantenerse en el carril, sistema de advertencia de salida de carril y sistema de mitigación de salida de carril.

Los colores ofrecidos para esta única versión son: Lunar Silver M. y Modern Steel M. El valor ofrecido al público es de 74.450 dólares.