Escucha esta nota aquí

Generacion 56k
The Jackal
Generación 56k se puede ver en la plataforma de video Netflix.

A mediados de 2017, una canción le daba la vuelta al mundo: el exitoso tema "Despacito", de Luis Fonsi y Daddy Yankee.

Y uno de los videos virales que acompañó el fenómeno en aquellos días fue el de tres italianos que mostraban los efectos que producía la pegadiza canción en quienes la escuchaban.

Ellos eran Ciro Priello, Fabio Balsamo y Gianluca Fru, del colectivo de humor italiano The Jackal. Aunque llevaban muchos años trabajando y eran reconocidos en su país -especialmente en Nápoles, de donde son oriundos-, el video los llevó a ser conocidos alrededor del mundo, especialmente en América Latina.

Y fue gracias a ese video que, tres años después, el grupo volvió con una producción global en la plataforma de streaming Netflix: Generación 56K, una serie que es una carta de amor a los inicios de internet y a cómo aquello influyó en nuestras vidas. El nombre, de hecho, alude a aquellos módems que funcionaban por discado a finales de los años 90 y, lentos y ruidosos como eran, se convirtieron en la vía de acceso al inmenso mundo de la red.

"Y no es solo sobre amor y nostalgia. Es sobre la amistad. Sobre el tiempo. Y por supuesto, sobre Nápoles", le dice a BBC Mundo Gianluca Fru, uno de los protagonistas de la serie y miembro fundador de The Jackal.

BBC Mundo conversó con Fru sobre la serie y sobre cómo es crear contenidos en los tiempos de internet. Además del éxito del video de "Despacito", claro.

Captura de pantalla de los italianos en el auto.
Youtube.com/thejackalShit
En 2017, Ciro Priello, Fabio Balsamo y Gianluca Fru se hicieron famosos por su video sobre la canción "Despacito".

Ustedes se hicieron famosos en América Latina por un video parodia de la canción Despacito, ¿qué vino después de eso?

Lo curioso es que con aquel video no nos dimos cuenta de su impacto, realmente. Somos un grupo de producción de contenidos para el público italiano y pensamos que había sido popular en Italia. Sin embargo, durante unas vacaciones en Grecia, nos encontramos con un grupo de mujeres que venían de España y estaban, creo, en medio de una clase de tango y varias de ellas me reconocieron, se acercaron y me pidieron una selfie. Ellas venían de Barcelona. Entonces fue que nos dimos cuenta de que el video se había convertido en viral, más allá de lo que habíamos notado.

Lo más curioso es que ese video fue muy distinto a los que habíamos hecho antes. Nosotros llevábamos varios años haciendo videos de alta calidad en Italia, con un grado de producción profesional, pero en este video solo utilizamos una cámara. Yo al principio no lo quería hacer porque me parecía que iba en contra de lo que hacíamos, pero al final decidimos probar y resultó muy bien.

¿Y fue un momento de redefinición del grupo?

Como te decía, éramos apenas conocidos en Italia y de repente comenzamos a recibir mensajes por Instagram de personas en Colombia, Argentina, Chile... Y eso fue muy satisfactorio en el sentido de que vimos que lo que hacíamos podía llegar más allá de las fronteras de nuestro país.

Como ustedes señalan, The Jackal es un grupo de creadores de contenidos en medios digitales, ¿cómo lograron incorporarse y destacar en este medio que tiene tantos competidores?

Realmente nuestro objetivo principal es enfocarnos en la comunidad italiana. Pero teniendo en cuenta eso, hay dos cosas que hemos tenido claras desde la formación del grupo: los videos tienen altos estándares en la escritura y en la producción. Desde siempre ese ha sido el objetivo y creo que eso nos ha convertido en un colectivo reconocido a nivel nacional.

Pero ese reconocimiento por "Despacito" los llevó a tener una serie en Netflix, que es esencialmente un producto de alcance global.

Sí, sin duda que nos conocieran por ese video permitió que llegáramos a Netflix con Generación 56k. Pero algo que me ha quedado claro durante estos años es que no se trata de que te conozcan en todo el mundo, sino de qué tan honesto eres contigo mismo en esta industria. O sea, que te tiene que gustar lo que estás haciendo y que la popularidad es algo secundario.

¿Cómo fue el origen de la serie Generación 56K?

Fue un trabajo en conjunto entre varios compañeros, en el que la idea principal era el principio de lo que ahora era nuestro medio: internet. Pero sobre todo, es una mirada a cómo nos relacionamos con ese invento en un principio.

Hay varias cosas combinadas en la serie, como la nostalgia de ese internet primitivo, los primeros amores, y, por supuesto, Nápoles, que es el lugar en el que todos crecimos. Cada quien ve lo que quiere ver en la serie.

"Es una serie sobre cómo cambia o no el tiempo. Por ejemplo,  se puede ver cómo internet ha cambiado todos estos años, pero también que la amistad sigue igual desde la niñez"", Source: Gianluca Fru, Source description: The Jackal, Image:

Y tú,¿qué ves en Generación 56K?

Yo veo una relación con el tiempo. Cómo el tiempo cambia o no cambia las cosas. Por ejemplo, en la serie se puede apreciar cómo internet ha cambiado todos estos años, pero también se ve esa amistad entre los tres personajes que permanece intacta desde la niñez.

Cómo nos sorprende igual el amor cuándo éramos adolescentes o cuando estamos un poco más grandes, más adultos si se quiere.

En la serie también hay una intención de mostrar otra Nápoles. No queríamos caer en ese estereotipo, que tiene mucho de cierto pero que no deja de ser un cliché, de una ciudad desordenada, ruidosa. Quisimos mostrar una ciudad moderna, vibrante, donde se están dando conversaciones sobre tecnología y productos digitales. Eso tiene que ver con el tiempo, porque las ciudades también cambian.

A ver, por ejemplo, Gomorra, la novela de Saviano, que nos encanta y somos fans de ella, extiende un poco esos estereotipos de la ciudad, por lo que nosotros decidimos mostrar una versión que no estuviera conectada con ese paisaje, no porque lo queramos esconder, sino porque creemos que sí se puede mostrar otra cara de la ciudad en estos momentos.

Ustedes quisieron volver a los comienzos de lo que ahora es casi el mundo donde se mueven: internet, lo digital…

Sí, una de las mejores cosas que le pasó a mi generación es que crecimos al mismo tiempo que internet. Que no es lo mismo que le pasó a las nuevas generaciones, que crecieron cuando la tecnología ya estaba aquí, o a mi madre, que ahora usa más TikTok que yo pero llegó a las redes sociales más tarde en su vida de lo que llegamos nosotros.

Además, tuvimos que aprender paso a paso cómo usarlo en la casa cuando éramos unos adolescentes. Y no sé si puedo llegar a explicarte lo importante de esto: eso nos permitió acercarnos gradualmente a las infinitas posibilidades de internet.

Nosotros no comenzamos con videos masivos en YouTube o en Instagram. Nosotros comenzamos en los foros o publicando videos para un reducido grupo de amigos en Facebook. Pero ese aprendizaje, ese hacerlo paso a paso, nos dio las herramientas para ir creciendo, para aprender de los procesos, para ir avanzando en las medidas de nuestras posibilidades. Y eso también se muestra en la serie.

Pero son conscientes de que, a pesar de que navegamos en tiempos en que los videos tienen la oportunidad de volverse virales, también son tiempos en que los contenidos son efímeros y duran poco.

Es cierto. Es muy difícil, porque no solo es que se producen contenidos a una velocidad asombrosa, sino que estamos viendo mucho contenido, todos los días a todas horas.

Entonces creo que la respuesta a eso que llamas efímero, que es cierto, es estar enfocado en los objetivos de tu trabajo. Hacerme continuamente las preguntas sobre si lo que estoy haciendo es realmente lo que pienso, en lo que creo, si me gusta hacerlo.

Eso ayuda a llevar la carga que llevamos los creadores de contenido sobre los hombros: todo va muy rápido y cada vez es más difícil mantenerse vigente.

Hablando de lo que han hecho, ¿se puede hablar ahora de un humor italiano en las redes?

Yo creo que lo que hacemos es un reflejo de lo que pasa en el país, hay muchas influencias. Pero en nuestros contenidos influyen también cosas que hemos visto en la India, en Turquía, porque eso es lo que permiten las redes sociales: puedes ver contenidos de todas partes del mundo y comenzar a producir tu material con todas esas influencias, que antes por supuesto existían pero el acceso era mucho más difícil y demorado.

Por eso creo que es también muy difícil hablar de un humor italiano actual. A lo sumo es un humor hecho por italianos en un mundo globalizado. Los chistes ya no pueden ser tan locales como se hacían antes, porque como ha quedado claro en nuestro caso, nos ve gente de distintos países.

"La era digital te lleva a eso, a intentar distintas maneras de entretener a través de los contenidos que tú creas"", Source: Gianluca Fru, Source description: The Jackal, Image:

Pasar de hacer videos para YouTube o Instagram es muy distinto a producir una serie para un gigante del streaming como Netflix, ¿cómo asumieron ese reto?

No te voy a decir que no fue algo riesgoso, pero hay algo que nosotros veníamos haciendo y que sirvió mucho para este proyecto: los riesgos hacen parte de este trabajo. Cada video que hicimos en los años anteriores siempre fue una apuesta a hacer algo distinto.

Lo digital te enfrenta con eso: intentar distintas maneras de entretenerse a través de los contenidos que tú creas. Y la serie ha sido otro camino en el que nos hemos encontrado para que la gente del mundo entero, al mismo tiempo, pudiera ver un producto nuestro. Eso era totalmente nuevo, pero siempre tuvimos claro que probar cosas distintas es el principal objetivo de lo que hacemos.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=VVpFyhF9iiY

Comentarios